REPORTAJES

25 ENERO DE 2017

Valora este artículo

Por Belén Parra

5 barras top de Barcelona

Si eres de los que prefiere el calor y la cercanía que proporciona la barra frente al aislamiento de esa mesa que queda incluso grande cuando hay que comer solo, anótate estas cinco de Barcelona. En todas podrás picotear a gusto, valorar y disfrutar del oficio de cocinero, redescubrir recetas de fondo y descorchar buenas referencias servidas también por copas.

1

TENS

Inaugurado por Jordi Cruz hace ya unos años, ahora es uno de sus muchos discípulos el que ha tomado la batuta de una cocina que combina clásicos junto con hits de temporada. La personalidad del chef Iñaki Aldrey se imprime en el menú degustación de tapas y platillos que arranca con un cóctel elaborado con nitrógeno líquido y exhibe excelente materia prima. Rec, 79.
Tens
Gresca

GRESCA

Ya no sólo hay que sentarse en la de su bar, que también, sino sobre todo en esa primea línea que se adentra en los fogones y palpita con cada paso a paso. La nueva barra del Gresca está para empaparse de su cocina y saborear con mayor intensidad los platos de casquería, los guisos o las verduras y hortalizas como pocos dan a probarlas. Provença, 230.
2
3

MONT-BAR

En la barra de este gastrobar verás desfilar platillos creativos con los que se te irán los ojos. Coloristas emplatados, fusiones con fundamento, combinaciones atinadas y sabores auténticos. Sobre la base de la tradición bien aprendida, también hay riesgo. Así como un interminable listado de referencias por el que comenzarás y acabarás brindando. No te pierdas el crujiente de arroz a la cubana, el canapé de plancton y erizo de mar, el cochinillo con helado y tantos otros. Diputació, 220.
Mont-Bar
Bardeni

BARDENI

Es el meatbar de Dani Lechuga, el cocinero que siempre pone toda la carne en el asador en la práctica y la defensa del oficio. Un bar informal con barra incluida donde probar platillos soberbios y bocados con enjundia. Desde su afamado tartar a las croquetas de jamón ibérico, el arroz con rebozuelos o las mollejas de ternera. València, 452-454.
4
5

LA PEPITA

O bien La Cava. Tanto monta, monta tanto porque sus responsables son los mismos y la filosofía, sumamente parecida. Están casi puerta con puerta y ambos fomentan el tapeo y las pequeñas raciones. Más clásicas en un lado -imperdible en La Pepita su versión del pepito de toda la vida-, más creativas en otro. Buena relación calidad precio y buen ambiente pese al bullicio. Còrsega, 343.
La Pepita

Uso de cookies

Este sitio utiliza cookies de terceros para realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de Cookies. x